fbpx
03
Jue, Dic

Telecomunicaciones

Novator Partners alista la fusión con Avantel para llegar al país como el cuarto operador móvil.

La llegada del cuarto operador está cada vez más cerca, a pesar de las diferentes polémicas que suscitó su entrada al país con la adjudicación de este año de la subasta del espectro radioeléctrico. Chris Bannister, director de Novator en Colombia, habla acerca de los planes que tiene la empresa para llevar conectividad a 674 localidades apartadas que no cuentan con redes móviles.

Además, habla sobre los problemas que se han presentado con los otros operadores a los que denomina como el 'Lado Oscuro' y asegura que "se comportan como niños irritables, quieren atención y no quieren compartir sus juguetes”. Así mismo, explica cómo se llevó a cabo la adquisición de Avantel y los pasos a seguir para empezar a operar.

¿Cómo va el despliegue de la infraestructura de las antenas para poder operar?

Todo está yendo muy bien. Tenemos 674 localidades en las que debemos trabajar. Los equipos están afuera todo el tiempo y por el momento estamos llamando el lado del servicio técnico para que podamos trabajar en las localidades correctas y ayudar a las zonas rurales a estar conectados. Obviamente hay algunos retos en estos lugares por temas de distancia y proximidad, pero todo está fluyendo bien.

A nivel personal, es realmente satisfactorio cuando sabemos que vamos a brindar conectividad y las personas van a poder utilizar internet en sus hogares. En ese sentido, se evidencia un aspecto social en el que la tecnología es para todas las personas.

Actualmente en Bogotá estamos construyendo dos data centers en nuestro edificio. Por otro lado, en Medellín tenemos otro data center. Estamos contratando 10 personas nuevas todas las semanas e introduciéndolos en nuestra cultura corporativa. Es intenso, pero estamos contentos porque hay mucho talento aquí en Colombia.

¿Cuál es la experiencia de Novator Partners llevando conectividad a las zonas rurales?

Nosotros tenemos mucha experiencia en llevar conectividad a zonas rurales. En mi experiencia personal he llevado redes de internet a Nigeria, que tiene bastantes zonas remotas y antes de venir a Colombia estuve en Chile, en donde teníamos un proyecto similar al que tenemos acá.

Hay un factor a tener en cuenta y en el que Colombia tiene ventaja y es la cantidad de cableado que el país posee. Además, en temas de electricidad, las redes son bastante extensas. A diferencia de otros países como Myanmar en el que el 70 por ciento del país no tenía conexión a electricidad, por lo que era todo mucho más difícil.

¿Cómo ha sido la relación con el nuevo Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones?

Ha sido bastante buena. Hay algunas reglas y sobre todo en la red de los 700 Hz, que es nuestra meta central. Y las reglas son bastantes trasparentes y directas. Por lo que la transición entre ministras ha sido muy buena. Obviamente han estado muy pendientes en que cumplamos nuestras obligaciones de conectar a la Colombia que no está conectada. Pero esa es la razón por la que estamos aquí. Nosotros les entregamos información todas las semanas. Y ellos están haciendo un excelente trabajo en acelerar los permisos de planeación.

¿Por qué eligieron Avantel y cómo fue todo el proceso de adquisición?

Bueno, nosotros ganamos la subasta en diciembre y nuestra idea original era empezar nuestro negocio desde 0. Reclutar nuestros trabajadores y hacer lo que hicimos en Polonia en donde iniciamos como un operador completamente nuevo y donde nos fue muy bien. De hecho, somos el operador número 1 en ese país. Y eso queríamos si obteníamos lo que buscábamos en el espectro de los 700 Hz y los 2.500 Hz.

Luego obtuvimos la licencia y habían dos operadores que potencialmente podríamos adquirir. Avantel estaba en problemas financieros. Avantel estaba mucho más apegada a nuestra cultura y probablemente sería mucho más fácil la fusión. Además, nos daba acceso a 300 empleados con experiencia en el negocio y en los procesos de servicio al cliente y ventas. Entonces esto nos permitía entrar rápido al mercado.

¿Cómo será este cambio para los más de 800.000 usuarios de Avantel?

Avantel no había invertido mucho en las redes fuera de Bogotá, por lo que lo que haremos es ofrecerles conectividad alrededor de todo Colombia. Así que todos nuestros clientes percibirán una mayor inversión en la calidad y cantidad de las redes. Y esto es bueno para ellos. Así mismo planeamos construir muchas más tiendas e incrementar y mejorar el servicio al cliente. Nosotros sabemos que la experiencia del usuario con Avantel no era la mejor y eso es precisamente lo que buscamos, mejorar.

¿Cuáles son los planes de negocios que tienen para el público colombiano?

Colombia es un gran país. Tenemos planeado invertir cerca de un billón de dólares en los próximos 4 ó 5 años. Inversión en cobertura de red, tecnología y servicio al cliente, lo cual representa un costo base. Así que esas son las inversiones que sabemos que vamos a hacer en el país. Nuestro objetivo es los 50 millones de colombianos tengan de donde cuando escojan el servicio de telefonía móvil van a tener. Eso es lo bueno del cuarto operador. Los colombianos no tienen el servicio de telecomunicaciones que se merecen, eso es, precisamente, lo que queremos cambiar en los próximos años.

En ese sentido, ¿cuáles son los beneficios que les pueden ofrecer a los nuevos usuarios?.

Bueno, los otros operadores también los pueden ofrecer, pero escogen no hacerlo. Esto no se trata de magia. Los productos deben estar ahí para beneficiar a los 30 millones de colombianos que nunca han estado conectados. El gran beneficio es para todos los colombianos. Entonces, nosotros haremos nuestra parte en eso, estoy seguro que el ‘Lado Oscuro', como le llamo a los otros operadores, tendrá que competir. Ellos se comportan como niños irritables, quieren atención y no quieren compartir sus juguetes. Todos conectaremos a esas personas. Así obtendremos mejor conectividad, mejor fiabilidad y calidad.

Eso es inevitable cuando hay una competencia activa. Estoy seguro que habrán reducciones en los precios, y eso estimulara el uso del internet.

Hablando de la denuncia que hizo Comcel (Claro) acerca de la no notificación de la compra de Avantel por parte de Novator Partners y la petición de que el nuevo operador no llegue al país como un operador entrante, porque Avantel ya lo fue hace 5 años, ¿cuál es la postura de la empresa sobre esto?

Ahí hay algunos temas. Lo primero es que creo que hubo una acusación diciendo que en realidad adquirimos Avantel en febrero, pero eso no es correcto. Notificamos a la Cámara tan pronto como tuvimos el control de Avantel, que fue el 12 de junio. Nosotros seguimos todos los procedimientos, que son muy claros y directos. Así que seguimos todo eso en noviembre antes de la subasta preguntamos, ¿deberíamos adquirir un operador?

Esto porque en noviembre nos dimos cuenta de que había dos operadores con los que podíamos iniciar algún tipo de trabajo en equipo, pero ¿Qué debíamos hacer?, ¿qué pasaría si eso sucedía? Y recibimos una respuesta positiva tanto de la Comisión Reguladora de Comunicaciones y al Ministerio de las TIC, en el que nos dijeron que sin seguíamos el lineamiento y las reglas, los beneficios se mantendrían.

Por otro lado, los otros operadores hablan de deudas multimillonarias por parte de Avantel, ¿cuál es el rol de Novator Partners en este aspecto?

Las deudas no son únicamente con los operadores de telefonía móvil. Seríamos muy felices si eso fuera así. Pero hay más deudas que esas. Así mismo, hay más gente y proveedores. Estamos trabajando con la Superintendencia de Industria y Comercio para ver cuál es el mejor plan de pago para estas. Ese es nuestro compromiso con la SIC y estamos trabajando en ello.

¿Cuáles son los pasos por seguir?

El juez está mirando la deuda según lo acordado, el tamaño de la deuda. Todavía hay algún movimiento en el tamaño de la deuda, lo cual, nuevamente, no es inusual en esta situación. Entonces el tamaño de la deuda será congelado por el juez. La Superintendencia se asegurará de que nuestro plan de inversión pueda pagar a los acreedores. Y luego debemos formalizar la fusión de las dos empresas para que luego podamos llevar a 50 millones de colombianos el servicio que se merecen.

Fuente: El Tiempo – Julio 15 de 2020

Recomendados