16
Mié, Oct

'Indecisión en dominancia genera inseguridad jurídica': Movistar
Telecomunicaciones

Según Movistar, la falta de dictamen deja a los demás sin el marco necesario para competir.

Telefónica Movistar argumenta que las cifras reportadas por la CRC en 2016 dan indicios de que el comportamiento de Claro en el mercado de voz en ese entonces, existe hoy en día en el de los datos.

El sector de las telecomunicaciones en Colombia se encuentra en tensión desde las últimas tres semanas. Varios de los principales operadores se han unido para pedirle a la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) que defina si existe o no dominancia en el mercado del internet móvil después de que el ente aplazara indefinidamente la decisión.

Mientras Claro, en una rueda de prensa ofrecida el pasado 21 de junio, rechazó las acusaciones de ser un operador dominante, pues argumentó que no hay “evidencias necesarias” para establecerlo y advirtió que no se tiene “claridad en el impacto que podrá tener la decisión sobre los usuarios”, sus competidores argumentan lo contrario.

Para actores como Telefónica Movistar, la prórroga en el dictamen “es una señal muy negativa” que “deja a los demás operadores sin el marco necesario para poder competir”.

En un comunicado, la compañía argumentó que a raíz de un análisis de la CRC en 2016, en el que se declaró que existían indicios de dominancia en voz por parte de Claro, las cifras reportadas y el comportamiento que tenía esa compañía en el mercado de voz están presentes hoy en día en el de los datos.

“(…) Se puede constatar que Claro tiene una posición de dominio en el mercado de voz y datos móviles, al haber trasladado su dominancia en el mercado de voz móvil. (…) Dicho traslado de la dominancia del mercado de voz saliente móvil se ha promovido por el operador dominante a través del empaquetamiento de servicios de voz y de datos móviles, y recientemente de servicios móviles y fijos”, reza el documento.

Telefónica también señaló su preocupación por la posibilidad de una monopolización del mercado de telecomunicaciones móviles, pues apunta a que con un solo operador difícilmente se lograrán cumplir los pactos que contempla el nuevo Plan de Desarrollo.

“Un solo operador no tendrá incentivos para reducir los precios de los servicios, ni mejorar la calidad o invertir en la conectividad (…) Y restringirá la variedad de productos y servicios de los que podrán disponer los usuarios”, plantea la compañía.

Fuente: El Tiempo – Junio 25 de 2019

Recomendados