19
Lun, Ago

Operadores

une tigo logoEl pasado sábado usuarios de Tigo y UNE, principalmente, se vieron afectados por una caída en la red celular y de internet, al igual que algunos usuarios de Claro. Vandalismo sería la causa de caída masiva.

Al tiempo que el ministro de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, Diego Molano Vega, anunció una investigación por el corte del servicio de internet fijo y móvil que afectó en la noche del sábado a los usuarios de Une-Tigo, ayer avanzaba la reparación de la red de fibra óptica que originó el colapso.

Dicha red es administrada por Internexa, una empresa filial de Interconexión Eléctrica S.A. dedicada al transporte de datos para los operadores de telecomunicaciones del país. 

Tras el incidente, la compañía reveló ayer, solo por escrito, que la caída del servicio obedeció a una “falla técnica” en el tramo Yarumal-Caucasia, en el Norte de Antioquia, al caer la tarde del sábado. 

También obedeció a un acto vandálico por las condiciones en que se encontró el cable por parte de personal de Une, que procedió a su reparación en la madrugada del domingo.

A las 5:00 de la mañana fue restablecido el servicio de internet para los usuarios fijos que no pudieron navegar por la red en la noche del sábado. 

Cabe anotar que para los usuarios móviles de Tigo se activó un plan de contingencia para lo que Une habilitó sus redes y se apoyó también en la de su filial Edatel, y hacia las 10:00 de la noche, el servicio estaba restablecido para los usuarios móviles. 

Con un trino en su cuenta de Twitter, lanzado a las 7:15 de la mañana de ayer, la empresa Une notificó a sus usuarios que la falla en el servicio había quedado superada y agregó: “Si actualmente no navegas, reinicia tu dispositivo y pruebas”.

Más saboteos 
El incidente puso al descubierto dos asuntos que originaron la contingencia y el malestar de miles de usuarios en Antioquia y que los clientes corporativos tuvieran que apelar a sus respaldos con otros operadores.

Primero, que un saboteo similar al que habría ocurrido en el Norte de Antioquia se presentó desde el 8 de enero en un ramal de fibra óptica, en inmediaciones de Pelaya y Ayacucho, entre El Banco (Magdalena) y Ocaña (Norte de Santander).

Y segundo, que por razones de orden público, la empresa solo ayer pudo ingresar a la zona para comenzar las labores de empalme y garantizar un mejor respaldo del servicio que les presta a los operadores. 

De hecho, Internexa confirmó que en el transcurso de ayer logró el acompañamiento de las Fuerzas Armadas para trabajar en la falla presentada. 

Añadió que el impacto en la caída del 8 de enero no afectó la prestación de los servicios debido a que la “topología de anillo” con la que funciona el sistema proporcionó un camino alternativo para la solución. Sin embargo, ese camino fue el que se agotó con la novedad en el Norte de Antioquia, este sábado. 

El “sistema anillo” consiste en que la red proporciona dos caminos paralelos entre el punto A y B, y que estos se soportan mutuamente en caso de ocurrir incidentes. 

“Esto se conoce como estándar carrier class, el máximo nivel de la industria, mediante el cual los transportadores de grandes volúmenes de información garantizan la existencia de al menos un camino alternativo para su transporte de telecomunicaciones”, detalló Internexa. 

El problema en la noche del sábado entre Yarumal y Caucasia comenzó a las 6:42 p.m., según Une, y generó dificultades para proporcionar los servicios de conectividad de servicios de internet y datos sobre las redes de Internexa. 

Los usuarios móviles empezaron a sufrir dificultades con las llamadas desde sus celulares y el acceso a servicios de internet y chat. 

Por su parte, los suscriptores a internet dedicado (banda ancha) o inalámbrico solo pudieron empezar a navegar a la velocidad habitual en la madrugada del domingo.

Pero el incidente no solo afectó a los suscriptores de Une sino también de operadores como Claro, como se desprende de las quejas de usuarios en redes sociales al reportar que el servicio se puso lento. Además los operadores móviles virtuales, OMV, Uff! Móvil y Móvil Éxito también presentaron fallas.

Además, se quejaron de que en sus llamadas a las líneas de atención al cliente no recibieron respuesta satisfactoria de los operadores. 

¿Qué hay de fondo? 
Aunque el impacto se sintió más fuerte en Une que en los demás operadores, fuentes que conocen el proceso comentaron que esto se debe a la falta de redundancia. 

Esto consiste en los niveles de disponibilidad de redes y la capacidad de un sistema de comunicaciones para detectar un fallo en la red de la manera más rápida posible. 

Alan Briones Delgado, en Networking and Internet Tecnologies, detalla que la redundancia también refiere a la capacidad de reponerse a una falla “de forma eficiente y efectiva, afectando lo menos posible al servicio”. Lo que no pasó en este caso. 

De ahí la reacción del ministro de las TIC, sobre la apertura de una investigación que establezca causas. 

Sin embargo, es responsabilidad inicial del Gobierno que de la mano de la Comisión de Regulación en Comunicaciones (CRC) y el administrador de la red de fibra óptica (Internexa) que se diseñen más ramales para darles más redundancia y confiabilidad a los servicios que prestan los operadores. 

En ese sentido, Carlos Alberto Atehortúa, abogado y experto en telecomunicaciones, comentó ayer que la falla debe invitar al Ministerio a posibilitar que existan redes “de tal manera que frente a un daño, operen sistemas contingentes más sólidos y que no se afecte el derecho de los usuarios al servicio”. 

Aunque las eventualidades se presentan el momento menos esperado, concluye que es previsible que ocurran y debe existir un sistema que garantice que la red no colapse. 

Fuente: www.larepublica.com.coEnero 13 de 2015

Recomendados