16
Dom, Jun

Operadores

El valor del minuto no podrá ser superior al que se paga entre usuarios de la empresa. También disminuyen cargos en llamadas desde otras compañías.

La Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC), mediante la resolución 4002 del 31 de diciembre del 2012, impuso un paquete de medidas particulares sobre Comcel S.A., (hoy Claro) con el fin de reducir su dominio en el mercado de voz móvil colombiano. 

La empresa en mención no se notificó en el plazo establecido, por lo que el regulador procedió a hacerlo por medio de un edicto.

Se trata de dos determinaciones que tienen como fin reducir los cargos de acceso que sus competidores pagan por llevar llamadas a la red de la compañía mexicana, y disminuir el valor del minuto que pagan sus clientes cuando llaman a otra compañía.

Con esto, el Gobierno pretende devolver el balance al sector “llevando más tráfico a los demás operadores y reduciendo el precio de las llamadas”, explicó Pablo Márquez, director ejecutivo de la CRC. 

Asimismo, buscan responder a las numerosas voces de la industria, el Congreso y la ciudadanía, que desde el 2010 piden mayores controles sobre la influencia que ejerce Claro en la telefonía móvil, donde cuenta con el 61,5 por ciento de los 48,6 millones de usuarios del servicio en Colombia, según datos del Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones.   

Con estas medidas particulares, el regulador obliga a la compañía mexicana a “garantizar que los precios por minuto de voz off-net (a otros operadores) ofrecidos por dicho proveedor a cada uno de sus usuarios, sean siempre menores o iguales al precio on-net (entre usuarios Claro) considerando todo tipo de tráfico”.

Es decir, las llamadas que hagan los clientes de Claro a otras compañías como Tigo, Movistar o UFF!, no podrán costar más de lo que valen entre líneas de Claro.

Reducir dominio

Con esto, la CRC pretende acabar con el llamado “efecto club” (la mayoría de las comunicaciones se generan y terminan entre sus usuarios y se desincentivan las llamadas a otras compañías debido al alto costo de los minutos) que sucede al interior de la red de la empresa, lo que ha llevado a que el 80 por ciento del total de las llamadas de móviles en el país se concentre en la red de Claro.

Cabe recordar que en el 2009 la CRC expidió una regulación similar, que obligó a Comcel a reducir el precio de los minutos, sin embargo, por no contemplar los planes promocionales, las medidas nunca fueron efectivas.

Ahora el regulado advierte que “todos los contratos, planes tarifarios y ofertas comerciales” que ofrece Claro (hay más de 7.000) están cobijados por la determinación señalada.

Las nuevas tarifas deben ser implementadas por Claro entre 20 y 60 días hábiles contados desde la ejecutoria de la resolución.

Cargos diferenciales

La CRC también estimó un cargo de acceso diferencial entre las distintas compañías. 

En la actualidad, todas las empresas deben pagar alrededor de 85 pesos por cada  minuto que se cursa en una red distinta a las suyas. Con la modificación en la normatividad, las llamadas de Tigo o Movistar a Claro, le costarán a las empresas unos 42 pesos, mientras que el operador dominante tendrá que seguir pagando el valor actual (85 pesos) de los cargos de acceso, hasta el 2015, cuando se equiparen nuevamente a la baja, en 42 pesos.

Se espera que con esto, las demás empresas logren mayor flujo de caja y se hagan más competitivas.

En efecto, Márquez explicó que el ahorro que les representará tendrá que ser invertido en el desarrollo de infraestructura o en la reducción de tarifas a los usuarios, y subrayó que se fiscalizará el uso apropiado de los recursos.

Por el momento, Claro no ha hecho comentarios al respecto.

En conversaciones previas, Juan Carlos Archila se mostró contrario a la medida por considerar "que no incentiva la competencia ni beneficia a los usuarios". Por su parte, representantes de Telefónica dijeron que esperarán a conocer el resto del contenido de la resolución.

Punto de partida para 4G

Con la expedición de esta determinación, el Gobierno da las últimas puntadas para la subasta de espectro 4G, pues el principal escollo por superar era precisamente la falta de medidas particulares sobre el operador dominante (ver artículo).

Así que el Mintic ya tiene luz verde para presentar el pliego definitivo de la trascendental puja, donde la compañía de Carlos Slim será la única con limitaciones, para evitar que el poder que hoy ostenta en la voz móvil se transfiera al incipiente negocio del Internet móvil de alta velocidad. 

Fuente: www.portafolio.co – Enero 17 de 2013

Recomendados