fbpx
04
Sáb, Dic

Otras Empresas

La Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá (ETB) decidió rubricar un acuerdo para su objetivo de desplegar su red de fibra óptica de forma neutral en Bogotá-Región, que comprende la capital colombiana y los municipios del departamento de Cundinamarca aledaños. Lo ejecutará en conjunto con Ufinet.

La red estará destinada al mercado mayorista, indicó el operador. Iniciará con una oferta de 1,2 millones de hogares y el plan es duplicar esa cifra para superar los 2,5 millones en un período de tres años. El ojo está puesto es garantizar el acceso de calidad a viviendas, incluyendo a aquellas de estratos socioeconómicos más bajos (1 y 2).

Ufinet cuenta con más de 75.000 kilómetros de fibra desplegados en México, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica, Panamá, Ecuador, Perú, Brasil, Paraguay, Argentina y Chile, además de Colombia, repasó ETB en un comunicado y agregó que la operación está sujeta a la evaluación de la Superintendencia de Industria y Comercio.

Fiber Broadband Association enumeró recientemente aspectos que están retrasando el despliegue de fibra en Latinoamérica, entre ellos la falta de planes de retorno de inversiones fuertes, iniciativas de financiamiento público ineficientes y que los usuarios están más preocupados por el precio que por la calidad de los servicios. A estos hay que agregarle la pandemia, que obligó a las empresas a cambiar sus objetivos en el corto plazo.

En este contexto, algunos operadores de la región iniciaron la búsqueda de socios para fortalecer sus despliegues de fibra. Lo hicieron, por ejemplo, Oi, en negociaciones avanzadas para desprenderse del 51 por ciento de InfraCo, TIM y también Telefónica, que rubricó un acuerdo con ese objetivo con Allianz en Alemania y podría hacer lo propio a través de su nueva división PangeaCo en Latinoamérica.

ETB se suma entonces a la lista de operadores que encuentran en socios la forma de avanzar en el negocio de fibra óptica, tecnología que se convirtió en objetivo central de la compañía luego de que se desechara la opción de que pase a manos de privados. La estatal se recupera hace tiempo de una crisis operativa/financiera y no tiene lugar para errores; un acuerdo parece una buena forma de reducir riesgos sin cambiar las metas establecidas.

Fuente: Telesemana – Febrero 10 de 2021

Recomendados