fbpx
20
Mar, Oct

Archivo Noticias 2007-I
A partir del momento que sea escogido el socio estratégico de Colombia Móvil (OLA), en una puja en la que participan las compañías Millicom y Digicel, estas empresas entrarán a discutir los proyectos que se adelantarán en la empresa de telefonía.

A partir del momento que sea escogido el socio estratégico de Colombia Móvil (OLA), en una puja en la que participan las compañías Millicom y Digicel, estas empresas entrarán a discutir los proyectos que se adelantarán en la empresa de telefonía.

Así se acaba de conocer al término de una Junta Directiva de OLA, en la que participaron los alcaldes de Bogotá, Luis Eduardo Garzón y de Medellín, Sergio Fajardo. También se conoció que en la subasta para seleccionar al aliado estratégico de Colombia Móvil, prevista para el jueves, estarán funcionarios de la Contraloría Distrital.

Según el secretario General de las Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá (ETB), Andrés Pérez, las reglas de juego para iniciar la puja son claras y la negociación será muy sencilla.  “El proceso para la capitalización por parte de las dos empresas oferentes se realizará de la siguiente manera: en un sobre sellado estará el precio mínimo de la capitalización de OLA y los interesados presentarán las respectivas ofertas en otro sobre cerrado, en caso de presentarse un empate entre las firmas, se abre la posibilidad de hacer una puja”, afirmó el directivo.

Para el secretario de la ETB, éste mecanismo de negociación busca que todos los interesados hagan su mejor esfuerzo por convertirse en el socio estratégico de OLA.

En la fase II de la negociación, Millicom International Cellular, con 10,9 abonados celulares, y Digicel Limited con 2,1 millones de clientes, no sólo inyectarán capital sino que transferirán experiencia en el manejo de la telefonía móvil a OLA.

En el marco de esta parte del proceso se pueden presentar diferentes escenarios: Uno puede ser que quede sólo un negociador, para lo cual Pérez dijo que si así fuera se continuaría con esa empresa en aras de llegar a la fase final de la búsqueda de socio. En el caso de no presentarse un acuerdo entre ninguna de las partes, OLA seguirá adelante con el proceso de expansión, mientras que ETB y EPM llevarán a cabo un plan de contingencia que han ido preparando si esto llegara a ocurrir. Aún así, los directivos de la filial y las otras dos empresas aseguran que lo mejor que le puede pasar a la empresa de móviles es encontrar un aliado estratégico.

Las interesadas

Una de las empresas que estará en la puja es Millicom International Cellular, que tiene presencia en 21 países, cuenta con licencias para la prestación de servicios de telefonía celular a más de 10,9 millones de personas y como parte de su expansión ofrece acceso a Internet, redes privadas virtuales y en algunos lugares telefonía básica, utilizando tecnología inalámbrica fija para hogares y empresas.

Así mismo, su foco se centra en mercados emergentes, ofreciendo llamadas a bajo costo a clientes prepago. En 2005 obtuvo ingresos por 844 millones de euros.

Por su parte, Digicel, empresa de telefonía móvil que comenzó operaciones en Jamaica en 2001, ahora está presente en 20 países del Caribe. La firma se destaca por tener una fuerte presencia en esta región.

La empresa

En un esfuerzo conjunto por parte de las Empresas Públicas de Medellín (EPM) y la ETB, por mantener a la filial funcionando al ritmo del mercado, las dos compañías invirtieron cerca de 520 millones de dólares para generar más cobertura y proveer un mejor servicio.

Para las compañías colombianas, OLA ha tenido un proceso bastante atropellado el cual ha representado pérdidas para las dos firmas por 112.000 millones de pesos. Aunque ésta cifra se suma a los malos momentos de la compañía, el presidente de Colombia Móvil, León Darío Osorio, afirmó que la filial aún se está recuperando del duro inicio que tuvo.

Las buenas noticias para OLA llegaron con el informe presentado por la firma en el cual se destacan los resultados en las áreas de servicio al cliente y de redes. En la última medición el 71 por ciento de los usuarios de OLA se declararon satisfechos con el servicio al cliente, cifra que al ser comparada con el resultado de diciembre de 2004, la cual se ubicó en 58 por ciento, significó un crecimiento del 22 por ciento.

En la fase final de la negociación los alcaldes de Medellín, Sergio Fajardo y Bogotá, Luis Eduardo Garzón, como miembros de la junta directiva de EPM y ETB respectivamente, han analizado lo que será la puja más esperada del sector de telefonía móvil. Según Pérez, los dos mandatarios locales siempre han manifestado estar de acuerdo con todo el proceso de búsqueda y con las reglas que desde un principio se han estipulado para tal efecto.

Interés de operadores

Si la búsqueda de socio de Colombia Móvil - Ola incluyera la toma de control de los fijos EPM o ETB, se hubieran presentado más operadores internacionales, pues es ahí donde está la oportunidad de negocio, para ofrecer telefonía, Internet y televisión. Telmex y Telefónica se interesaron en Telecom por la oportunidad que les representaba agregar los servicios de la estatal a sus operaciones móviles. En el proceso de Ola no se presentaron, pues su interés no iba por ahí. Cuando Telefónica se quedó con Telecom, todo apuntaba a que América Móvil o Telmex buscarán al control de Ola para eliminar un competidor, pero ni siquiera accedieron al cuarto de datos, y sí se presentaron dos sorpresas que en principio no estaban contempladas: Digicel y Entel PCS, aunque al final desistió de continuar en el proceso.

La jugada de Telefónica

Telefónica aprovechará la red de distribución de Telecom para masificar los servicios de Movistar, y pronto anunciarán los planes empaquetados con los que esperan sacarle el jugo a sus 7 millones de usuarios móviles ofreciéndoles combos de banda ancha, telefonía local, larga distancia y televisión, una vez obtengan la licencia satelital. Movistar podrá aprovechar también la frecuencia nacional de Internet inalámbrico (WiMax) de Telecom, mientras que Comcel, para estar a la par, se la tuvo que jugar en concurso público para tener una de las dos frecuencias que se otorgarán por cada departamento. Ola cuenta con el WiMax de sus socios ETB y Orbitel (EPM).

Une, aún sin celulares

Aunque desde hace dos años se contempló la posibilidad de que ETB y EPM se fusionaran, hoy poco se habla del tema y el uno le tira la pelota al otro para que ceda, si aún hay interés. Lo cierto es que era necesario para que estuvieran en igualdad de condiciones, que EPM escindiera el negocio de telecomunicaciones del resto del grupo, y finalmente el mes pasado se consolidó dando paso a la marca Une, que ofrece productos empaquetados y anuncia en un futuro incorporar la telefonía móvil. La vinculación de los servicios de Ola al paquete de Une dependerá del acuerdo comercial que se logre con la empresa que asuma el control de Ola. La expectativa está en cuál logrará primero ofrecer los cuatro servicios (celular, fijo, Internet y televisión), si EPM o Telefónica.

Servicio al cliente

Uno de los aspectos que de entrada tendrá que solucionar el nuevo socio de Ola, es el de servicio al cliente. Trimestralmente el operador con más falencias en cuanto a resolución de Peticiones, Quejas y Reclamos (PQR), es Ola, que trabaja apoyado en la Superintendencia de Industria y Comercio para superar lo que la empresa asegura, es represamiento de quejas de la administración pasada cuando la red se saturó. Entre abril y junio sin embargo, por primera vez este operador no fue el de peor indicador, pues redujo la cantidad de PQR en 29,4 por ciento. La queja más frecuente de los usuarios es por mala facturación.
 

Fuente: La República Edición Impresa - Agosto 29 de 2006

Recomendados